Tira cómica sobre la necesidad de condenar la violencia.