La sonrisa de ClickairApa pues, a tomar por culo las vacaciones de miles de pringaos que creyeron que Clickair (recién comprada por Vueling, que también debe ser una empresa de fiar) realmente ofrecía los vuelos por los que estaba cobrando… O a espabilarse y comprar vuelos de otras compañías en el último momento, que seguro que lo que les queda para este agosto debe ser mucho y barato.
Su publicidad dice: “Vuela inteligente”, y los mails con que cancelan los vuelos dicen: “queremos trasladarle nuestras disculpas por los inconvenientes que esta situación pueda ocasionarle e informarle, con suficiente antelación” (un mes, en mi caso; un par de semanas para los pobrecicos que aspiraban a viajar en julio) y luego dicen “esperamos que ello no sea obstáculo para seguir contando con su confianza en nuestra compañía”.
Luego ya viene el colmo de la broma cuando nos dan a escoger entre a) el reembolso del importe del vuelo cancelado o b) un ticket de 50 euritos para otro vuelo de Clickair… Un amigo mío que se doctoró en
matemáticas me confirma que, ante tal disyuntiva, vale la pena escoger la devolución del importe completo del vuelo (cuyo precio la daba cuatro vueltas al de esa bírria de ticket)… Pero de momento no me consta que estén pagando ni una cosa ni la otra. Se ve que tardan un poquito más en pagar que en cobrar. Menuda pandilla de mangurriantes.

Share Button